Depósito carcelario y antigua cárcel

La cárcel de Alcalá de los Gazules, antiguamente ubicada en la calle Las Monjas, en la zona alta del pueblo, fue un lugar donde se encarcelaron a muchos de los represaliados por la represión franquista.

A raíz del 18 de julio de 1936, con el estallido del golpe de Estado, se incrementaron las detenciones hacia personas inocentes del pueblo, entre ellas toda la Corporación Frentepopulista cuyo alcalde, Antonio Gallego, también fue detenido.

El lugar exacto coincide con la vivienda que hoy es el número 7 de la calle Las Monjas.

Fotos cedidas por Juan Pedro Romero